Viernes, 28 Noviembre 2014 22:22

Cumplir 40, algo maravilloso para Eloisa María Rodríguez

Escrito por 
Valora este artículo
(1 Voto)

Cumplir cuarenta años entiendo que lleva implícito, al menos eso quiero recordar, pues hace mucho tiempo que los festejé, reinventarte la vida, experimentar cosas nuevas, revelarte y por qué no cumplir tus metas. Sin duda, entrar en el club de los cuarentones o cuarentonas es algo maravilloso. Pero en este caso me voy a referir a las chicas, y qué quieren ustedes que les diga,  las ‘cuarentañeras’, como a mí me gusta llamarlas, están divinas. Es una etapa donde las mujeres saben sacarse el máximo provecho, realzar lo mejor de sí misma, saben interactuar de la manera más perspicaz en muchas situaciones y, sobre todos mis queridos lectores, que pueden llegar a ser lo más sensual y atrevida que su persona les permita. A pesar de la edad son capaces de aparentar unos cuantos años más jóvenes y estar siempre a la última, siguiendo las tendencias sin parecer antigua o ridícula, al contrario, el gusto y la elegancia se ven incrementados. Este tema de conversación fue el que tuve con mi amiga ELOISA MARÍA RODRÍGUEZ, la cual el pasado día 23 celebró sus cuarenta noviembres, y la verdad que lo hizo a lo grande. A todas esas virtudes que yo le veo a las chicas 40, ella incrementaba una muy importante, que no es otra, que no estar interesada en hacer ciento de nuevas amistades, sino por el contrario en pasar buenos ratos con las que ya tiene, y disfrutar cada momento con ellos. Y eso, según me trasmitían, fue precisamente lo que hizo para conmemorar una fecha tan señalada y junto a su marido, RAFAEL ALCAIDE, y su pequeña princesita, CLAUDIA, pusieron rumbo hasta San Juan del Puerto, concretamente al establecimiento ‘De Arte’, un espacio dedicado a celebraciones de eventos, que les cedió desinteresadamente sus amigos TERE y RAÚL, los cuales se unieron a la fiesta junto a FERNANDO PINTOR y su mujer, MARI CARMEN; JUAN MANUEL SEGURA y CHABELI, PEPE BANDO y ANA, su compadre, el prestigioso galeno MIGUEL GARCÍA PACIOS y su esposa, REBECA VIEJO, y la hija de ambos, CELIA; JESÚS e ISA BRITO y JUAN LUIS CARRASCAL y su pequeña, CAYETANA. Con todos ellos, y según me seguía manifestando Eloisa, pudieron pasar un día inolvidable, donde el plato del buen comer y la jarra del buen beber, no faltó en ningún momento, y por aquello que todos ellos son muy rocieros, no faltó una guitarra y un cante, sin olvidar la tarta con sus 40, que como pueden ustedes apreciar en la imagen que ilustra esta sección apagó junto a su chico y su hija, Claudia.

UA-9333496-6