Con motivo del certamen de Miss Universo Spain Huelva, un año más Fernando Ponce, delegado del citado certamen en Huelva, decidió contar conmigo como miembro del jurado: Allí  tuve el placer de compartir  con gente maravillosa, la mayoría dedicada al sector de la moda, y de conocer personas encantadoras como Gema Vázquez, propietaria de ‘Cobre’, tienda de moda y complementos, que está ubicada en la céntrica calle Gravina de nuestra capital. Y que según me comentaba le quiso poner este nombre para hacerle un guiño a la minería onubense, ya que en esa época se encontraba en plena crisis que derivó en una auténtica pesadilla para muchas personas y pueblos de la comarca minera.

Con ella quedé en hacerle una visita y que fuese protagonista de esta vuestra  sección semanal en el diariodehuelva.es. Y aunque he tardado en rendirle pleitesía, el pasado viernes tuve la oportunidad de pasarme, con mi buen amigo Carmelo Merchán, por su establecimiento y conversar un ratito de lo más agradable con una mujer que es todo un ejemplo de superación.

Gema con 16 años decidió decirle a sus padres que la “escuela era un rollo” y que no quería seguir estudiando. Sin duda, muchos hemos sido los que hemos pasado por esa etapa educativa difícil. Y también muchos los padres que para intentar reconducirnos, nos ponían a trabajar para hacernos recapacitar. Ella me manifestaba que sus progenitores la mandaron a una cooperativa de fresas, pero que en poco tiempo, en una visita a Huelva, ya que por aquellos años residía en San Juan del Puerto, le ofrecieron trabajar en Solana, una emblemática tienda onubense de los años 80. Su primer sueldo, me señalaba, fue de 3.000 pesetas y en taxis, mensualmente, gastaba 1.500. No obstante, a partir de ahí fue creciendo profesionalmente, pasando a ocupar puestos de responsabilidad en tienda, formadora y coordinadora en la zona de Andalucía de grandes firmas. Finalmente, tuvo que dejar un trabajo que le seducía al ser madre de su segunda hija, ya que vio que estaba más tiempo con las maletas hechas que con la familia, y eso al final, me manifestaba, “pasa factura”. Por cierto, mientras charlábamos aparecieron Paula y Gema Tejada, sus dos hijas, que venían del colegio y ella me transmitía con orgullo que ambas son dos buenas estudiantes. De hecho la mayor, que estudia primero de bachiller, tenía claro que ella quiere ser juez. Como prueba de su vocación, me puntualizaba Gema, ya estaba liada con la Constitución española.

 

Pero siguiendo con esta joven y bella emprendedora, como pueden apreciar en la imagen que ilustra nuestra sección, quise saber qué tipo de ropa trabaja y a qué público va dirigido su establecimiento, comentándome que su clientela está basada en una mujer a partir de los treinta y sus prendas son multimarca, siempre preferiblemente con diseño nacional. En definitiva, que tuvimos un ratito de conversación de lo más ameno y nos despedimos felicitándola por la colección que presentó hace pocas fechas en la pasarela ‘Huelva de moda’ y donde las modelos Cristina González, Blanca Lora y Bibiana Miranda lucieron las distintas propuestas para este recién estrenado otoño y el próximo invierno, que todas ustedes mis queridas lectoras pueden adquirir en ‘Cobre’. 

Mientras el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, activa el 155 y da un ultimátum a Puigdemont, por la sin razón en la declaración de independencia, Huelva se viste de moda. Y es que el próximo sábado, día 14, y como es tradicional todos los años por estas fechas la prestigiosa Agencia de Modelos Kilah, que dirige Fernando Ponce, organiza la pasarela ‘Huelva de moda’. Y que mejor manera para dejar de lado durante un tiempo un asunto que lleva ya bastante enquistado.

 

Para esta edición será la Sala Cien del Palacio de Congreso de la Casa Colón de la capital onubense el marco elegido para este evento que ya es todo un referente del sector. Y es que tras un verano que no quiere marcharse toca ponerse en modo otoño y empezar a reamar nuestros armarios con las nuevas propuestas que nuestros creadores han ideado para que luzcamos con luz propia en esta estación.

 

Sin duda, esta pasarela ‘Huelva de moda’ es un espacio indispensable para conocer las nuevas tendencias de las distintas marcas y diseñadores que se darán cita el próximo sábado, a partir de las 20.00 horas, y con entrada gratuita hasta llenar el aforo. Les puedo asegurar que no se quedarán indiferentes si deciden asistir a este evento, algo que les recomiendo a tod@s ustedes, mis querid@s lectores de esta vuestra sección, pues  podrán visualizar los tejidos tan variopintos y, sobre todo, las colecciones a presentar, tanto en prendas  prét –á porter, como diseños de alta costura, sin olvidar los complementos que se llevarán los próximos meses. No hay que olvidar que hoy más que nunca la mujer busca estar siempre a la última y no escatima ocasión para asesorarse y observar todas aquellas sugerencias que los diseñadores han elaborados.

 

Cabe destacar que las modelos que lucirán las distintas propuestas serán de la agencia organizadora, sobresaliendo Cristina González, Miss Word Huelva 2014, Blanca Lora, Miss Word Huelva 2016, y la flamante Miss Word Huelva 2017, la bellísima constantinera Bibiana Miranda, que ha levantado pasión entre sus paisanos y que están siguiendo la carrera en este mundillo. Sin olvidar que el broche de oro a todos los desfiles lo protagonizarán  los veintiún alumnos y alumnas del curso de modelo de la citada agencia.

 

Por último, no me gustaría dejar en el tintero, que en esta edición y por aquello de la increíble conexión de las mascotas con los humanos,  los propietarios de perritos, tendrán la posibilidad de ver desfilar a estos animalitos de cuatro patas y cómo no podía ser de otra forma conocer  también las recomendaciones que para ellas nos hacen en camisetas e impermeables para tiempo de lluvia, como los collares a juego.

 

En la imagen que ilustra esta sección se puede apreciar el atractivo y el encanto de Bibiana Miranda Meléndez.

 

 

A pesar de que el mercado de fichajes se cerró el pasado 31 de agosto en España, y que ya no se pueden hacer operaciones entre clubes, no es menos cierto, que todavía hay plantillas que no están cerradas y pueden hacer incorporaciones y lo mejor a coste cero. Recordar que la reglamentación permite a los futbolistas, que se han quedado sin equipo y por tanto están libres, poder firmar aunque esté cerrado el mercado. Y sin duda, hay ilustres,como es el caso del que fuese jugador del Recre entre los años 2011 a 2014, el amigo Daniel Cifuentes Alfaro ‘Cifu’ que, a sus 37 años, está hecho un chaval y con ganas de volver a vestirse de corto y seguir compitiendo.

 

Precisamente ése fue el tema de conversación que tuve con él y con su encantadora  esposa, Marita Gutiérrez Luengo, con los cuales hacía bastante tiempo que no coincidía. Obviamente, tras saludarnos y preguntarles por sus hijos, estuvimos conversando un ratito de lo más ameno en una céntrica calle de la capital onubense. Y por aquello que le había perdido la pista desde que se fue a jugar la temporada pasada al Atlético Mancha Real, me comentaba que tras desvincularse del equipo jiennense, en la actualidad  está en Huelva a espera de oferta y entrenándose por su cuenta en jornada de mañana y tarde. Tanto es que me manifestaba Marita, que ella ve que ha mejorado con el tiempo como los buenos vinos. Y la verdad que razón no le falta, como pueden apreciar en la imagen que ilustra esta sección donde podemos observar que está fino.

 

Créanme que lo vi ilusionado, ya que él tiene claro que de seguro que tendrá la oportunidad de volver a vestirse de corto. Pero si no fuese así, seguiría entrenando duro, para cuando llegue el mercado de invierno, fecha que arranca las sesiones AFE para futbolistas sin equipo, presentarse para terminar de ajustar la maquinaria en días intensivos de entrenamientos y donde compiten de carácter amistoso, para encontrar un club que se pueda fijar en él. Además me transmitía, que mientras tanto le llega una oportunidad se dedica a ver fútbol, no en vano también tiene la titulación de entrenador.

 

 

En definitiva, que fue un placer compartir con ambos un rato de charla y nos despedimos con el deseo de que sus sueños se hagan realidad en el menor espacio de tiempo posible.

Aunque las temperaturas siguen siendo veraniegas, no es menos cierto que el periodo vacacional ha llegado a su fin para la mayoría. De nuevo las oficinas van recuperando su actividad y, sobre todo, existe la necesidad de readaptarse a la vuelta a las ciudades. Y como cualquier hijo de vecino he abandonado mi idílico rincón de relax veraniego y aquí estamos en la rutina y de nuevo retomando mis quehaceres.

 

Quien también ha hecho lo propio es el maestro y buen amigo Carmelo Vicente Ballester Sanz, con el cual coincidía hace unos días y me comentaba que como cada año por estas fechas había abierto el plazo para solicitar plaza en la Escuela de Canto (voces infantiles) y orfeón (voces adultas) que, como todos ustedes mis queridos lectores sabrán, dirige este gran profesional valenciano, al cual le avala una larga trayectoria ya consolidada en Huelva. No en vano, además de gran número de conciertos, cuenta con espectáculos propios como el musical navideño ‘Belén musical’.

 

Sin duda el trabajo del maestro Ballester, desde aquel marzo de 2005, fecha que nació el orfeón, es digno de todo elogio, pues ha logrado realizar una labor cultural de formación y difusión de la música en Huelva. Tanto es así, que ha conseguido que personas que no han estudiado canto, pero sí con aptitudes musicales, se hayan convertido en verdaderos profesionales. 

 

Y hablando de conciertos, me manifestaba que el próximo 17 de octubre las tablas del Gran Teatro, a partir de las 21.00 horas, acogerán al Orfeón y Escolanía de Huelva, para celebrar la VI edición de ‘Andalucía canta’  Donde llevarán a cabo un recorrido por las músicas que se realizan en Andalucía. Aunque también se ofrecerán melodías del mundo y un homenaje al cante, toque de guitarra y bailes tradicionales de nuestra tierra. Con las actuaciones de los siguientes artistas invitados:Rocío Rico Romero, Carmen Benjumea, Murácar Melodía, Rafael Martínez de Nerva, Antonio Rodríguez Cruz y su grupo de folklore Zéjel Tradiciones y el arte de la Escuela de Baile Cristina Ceballos de la Peña el Higueral. Sin duda, les recomiendo que no se pierdan tan maravilloso espectáculo, pues además de deleitarse con virtuosismo del  Orfeón y Escolanía de Huelva,  el elenco de grandes del cante y el baile es de categoría.

 

 

 

 

 

 

Tengo claro que el Recre nos hace sentir cosas que no cambiamos por nada. A pesar de que el equipo más vetusto del país no haya comenzado con las expectativas que todos pensábamos, dado el magnífico plantel que le han confeccionado a Javier Casquero, no es menos cierto que sus seguidores siguen apoyando masivamente a sus jugadores, antes, durante y después de los partidos en El Nuevo Colombino. Sin duda, esto no es nada nuevo porque si por algo destaca la afición del conjunto albiazul es por su fidelidad y compromiso con un club que es el orgullo de todos los onubenses.

Da gusto ver los días de partidos como casi una ciudad entera respira ambiente de fútbol, ver llegar la marea de coches y gente, mayores, jóvenes, niños, parejas y familias enteras que se agolpan en los aledaños,  vestidos con los colores de su Recre. El albiazul abarrota las arterias principales de la ciudad camino del estadio.

Y precisamente en los alrededores del Colmbino me encontré con el gerente de la firma onubense CEOSA, mi buen amigo Juan Carlos García, el cual tiene claro que el Recre es la excusa perfecta para dos cosas, ver y animar al equipo de tu tierra y aprovechar para regocijarse de la familia y amigos. Ya que durante la semana el trabajo no le deja el tiempo suficiente de disfrutar de ellos. De hecho, lo vimos acompañados de sus dos hijos Carlos y Paloma, y de su amigo Javi de Tejidos Fernández y del hijo de este Alejandro.  

Con ellos estuve conversando un ratito de lo más ameno y me comentaban que la ´Recremanía` se había recuperado. Porque ver a cerca de 11.0000 aficionados, una hora antes del encuentro, es digno de alabanza y algo envidiable para otras aficiones que militan en superior categoría. Eso sí, todos los componentes de esta gran familia tenían claro que había que empezar a sumar de tres en tres puntos, sobre todo en casa que es donde se logran los objetivos, máxime cuando plantilla hay para estar en la parte alta de la tabla clasificatoria. Aunque quizás echasen en falta ver a algún canterano en el once, máxime tras haber logrado la pasada temporada sacar las castañas del fuego.   .

Tampoco dejamos en el tintero y viendo la afluencia de público que pocas aficiones son capaces de mover una masa social tan grande, pero no sólo cuando se juega en casa, sino también cuando lo hacen a domicilio, pues el abuelo nunca viaja solo, siempre hay gargantas dispuestas a animar para llevar a sus jugadores en volandas, pese a que de momento no le están dando muchas satisfacciones. 

En definitiva, que formamos una mini tertulia de lo más agradable con esta familia. Donde todos coincidimos que el Recre ha tenido “pasión de multitudes”. Por lo tanto, me reitero que ir a animar al Decano es una ocasión para que la familia pueda reunirse y compartir gozos y sofocones como el del pasado domingo tras el empate en el último minuto frente a La Balona. Por eso el fútbol es una emoción muy grande.

Los tiempos cambian, cierto; las cosas ya no son como antes y lo digo porque siempre pensé en ver a mis hijas casadas de blanco y por la iglesia, ya que  pensaba que las bodas civiles eran unos enlaces fríos, que consistía simplemente en la firma de un certificado en el despacho de un juzgado, en la sala de un ayuntamiento o de un notario. Sin embargo, esto no es así, ahora caben muchas posibilidades. Tu playa preferida o cualquier parque natural. Y por supuesto, si adoras ese vestido blanco ya no tienes que renunciar a él.

Obviamente todos ustedes, mis queridos lectores, habrán denotado que todo este preámbulo viene motivado porque el pasado sábado una de mis hijas, concretamente Raquel Camacho Montero, y su chico, José Antonio González Medero, contrajeron matrimonio y ambos se  decantaron por la boda civil.  Sin duda, una  magnífica opción, pues además de verse rodeados de familiares y amigos, lo hicieron en un lugar de ensueño como el Fashion Beach Club de El Portil, flanqueado de flores, vestidos opulentos, buenos caldos y mejores manjares de la tierra. Y, sobre todo, con la profesionalidad del edil puntaumbrieño Luisma Alfonso Villegas, que además de ser el oficiante de la ceremonia, nos deleitó con su faceta de artista y nos enamoró a todos con sus canciones.

Que difícil me está resultando escribir de las sensaciones y sentimientos que viví desde el momento que pisé la pasarela  y de cada uno de los pasos que di hacia el altar del brazo de mi hija, que por cierto fue flanqueada también por su abuelo materno, Luis Montero, ya que en las bodas civiles, siempre y cuando la persona con capacidad legal para celebrar el matrimonio se preste a ello, puede tener hasta dos padrinos.

Según iba avanzado y miraba hacia un lado y otro tuve claro que sería un día especial. Gracias adiós iba visualizando que estaba toda la familia. A la primera que vi fue a la hermana de la novia, mi hija Noemi, que estaba además de elegantísima, hecha un manojo de nervios, para que al evento no le faltara un perejil. Eso sí, me quedé más relajado al ver que junto a ella estaba su  pareja, Manuel Esteban Clares, que además de ir elegantemente vestido de PuroEGo, es quien le da tranquilidad y le calma sus nervios. Según seguía caminando vi a esos amigos de mi juventud, que quisieron estar arropándome, tanto a mí como a m mujer, Lola Montero. Allí estaban José Antonio Cuevas y su mujer, Dolores Caneo; Oscar Camacho y Pepa Martínez, Rafael Muñoz y Robledo Quintana, Carmelo Merchán y Sensi Villena. Pero si estaban esos amigos de la juventud que siempre perdura, tampoco faltaron esos amigos de mi época de adulto, como Pulido y Fali, Ignacio y Conchi y José Manuel Cabrita y Chari.

Obviamente no me equivoqué con ese elenco de invitados y con profesionales como Manuel Bernal y Juan Bautista Gil, todos, pero especialmente los protagonistas pasaron una gran noche que seguro recordarán y para nosotros siempre quedarán en nuestros corazones y en nuestra retina esos momentos vividos.

 

La plaza de la iglesia de San Jorge Mártir  de Palos de la Frontera acogió anoche la Gala Miss Universo Spain Huelva. Sin duda un marco incomparable el elegido por Fernando Ponce, director de la agencia de modelos y eventos Kilah y delegado en Huelva, para el citado evento, donde la hermosura del entorno hizo brillar aún más si cabe la belleza, simpatía y elegancia de Esther, Yaiza, Paula, Sandra, Raquel, María, Lola, Bárbara, Esther, Brenda, Laura, Nerea, Bibiana, Rocío, Menza, Rosa y Ana, que fueron las 17 candidatas que lucharon con hacerse con la ansiada corona y que demostraron en los tres desfiles puntuables: baño, sport y traje de noche que cualquiera de ellas podía ser la elegida para representar a la belleza onubense.

La tarea del jurado de escoger a la nueva soberana de la belleza fue ardua y difícil, debido al gran nivel de las aspirantes. Esta tarea recayó en Gema Vázquez,  gerente de tienda de moda; Carlos Mantis, responsable de márketing y medios de comunicación de Caja Rural;  Blanca Lora, Miss Huelva 2016; Felisa Victorio, bailora profesional de flamenco; Manuel Conde, empresario; María del Carmen Corchero, empresaria; Ricardo Bogado, primer teniente alcalde del Consistorio palermo y éste que suscribe. 

Finalmente y tras mucho deliberar fue Bibiana Miranda, la que fue coronada por su antecesora, la también bellísima Blanca Lora, como se puede apreciar en la imagen cedida por Alejandro Delgado, fotógrafo oficial del certamen, como reina de la belleza y representante de Huelva. Sin duda, atributos no le falta a esta joven estudiante de Educación Infantil y  1,73 centímetros  que a sus 20 años, ya sueña con el certamen nacional. Y sobre todo en dejar lo más alto el pabellón onubense.

Eso sí, no quisiera olvidarme de Ana Casado y especialmente de Rosa Monterde, que resultaron elegidas como primera y segunda finalistas. Pero perdónenme mis queridos lectores de esta vuestra sección semanal, que haga un aparte fundamentalmente en Rosa, a la que recomendaría no dejase sus sueños de triunfar en el difícil mundo de la pasarela, pero sin olvidar los estudios,  ya que con tan sólo 15 años  y 1,76 centímetros, demostró en la entrevista personal que posee además de un físico muy especial, un gran potencial, simpatía a raudales y que tiene una gran madurez mental y los pies en el suelo. En definitiva, todo lo necesario para que más pronto que tarde la veamos conseguir su objetivo.  

Para finalizar quisiera felicitar al compañero de Canal Costa, Antonio Suárez Candilejo, por su buen hacer como jefe de ceremonia del citado evento.

Las relaciones entre jugadores de fútbol y comunicadores o periodistas no siempre son fluidas. A veces se presentan algunos problemas porque el futbolista no acepta las críticas o porque el informador no obtiene la primicia deseada. Pero éste no es el caso del protagonista que esta semana se asoma a  esta vuestra ventana semanal.

Me estoy refiriendo al exjugador rumano y buen amigo Laurentiu Dumitru Rosu, el que siempre tuvo una magnífica relación con los medios y con el que tuve el placer de ver el partido del pasado domingo en el Nuevo Colombino entre el Real Club Recreativo de Huelva y el Real Murcia, Y créanme que palabras son las que le sobran para hablar de fútbol o leer un partido. Y es que, sin duda, tiene un currículum que le respalda. 

Muchos de mis lectores de esta vuestra sección se preguntarán qué ha sido de Rosu desde el 2004 en que se retiró del fútbol activo. Pues decirle que desde que colgó las botas ha vivido a caballo entre El Portil, donde tiene su residencia habitual, y Rumanía.Tras obtener el título de entrenador nacional ha ejercido como segundo en su país natal en equipos como el FC. Vaslui, FC. Petrolul Ploiesti y Steaua Bucarest

El buen trabajo desarrollado en estos conjuntos le sirvió, según me comentaba, para que en octubre fueran requeridos sus servicios para sentarse en el banquillo del UTA Arad, conjunto de segunda división, que andaba clasificado en aquellos momentos 9º en la tabla clasificatoria y a bastantes puntos de los de cabeza, logrando colocarlo en tercer lugar, puesto que le permitió jugar la promoción con un equipo de primera, donde a punto estuvo de lograr el ascenso.

Obviamente quise saber por dónde pasaban sus objetivos, manifestándome que aunque ha recibido ofertas de otros equipos de segunda de Rumanía, prefiere esperar a ver si le sale algo de segunda B en España, ya que estar lejos de su mujer, Mónica, y sus hijas, Yasmine y Deborah, no lo lleva bien. Aunque no es menos cierto que mensualmente viajaba hasta Huelva para estar con la familia, además que en diciembre y aprovechando el parón de la competición se venía para España. Eso sí, mientras le llegan propuestas, me decía que disfrutaba por la mañana de paseos y ratos de pesca en su barco y por la tarde iba a clase de baile latino

En cuanto al plantel del Recre, me comentaba que la afición debe de estar ilusionada, ya que por lo que pudo apreciar en el choque, observaba que había mucha calidad en la plantilla por lo que si las cosas salen medianamente bien, deben de estar luchando por estar en la parte alta de la tabla clasificatoria. Asimismo, me insistía que era primordial arreglar el césped, una importante carencia para poder competir en unas óptimas condiciones en una competición tan compleja donde el Decano luchará por superar ese escalón para volver al lugar que le corresponde.

Por supuesto, no dejamos en el tintero durante el descanso, rememorar su partido más importante, que fue con la camiseta del Numancia en los Pajaritos, donde logró un ´hat-trick´ al Real Madrid, siendo portero Iker Casillas

En definitiva que fue un placer volver a saludar al amigo Rosu y sobre todo hablar de fútbol. Al que le deseo todo lo mejor y ojalá encuentre un banquillo en España y pueda demostrar toda su valía y sapiencia.

Cuánta razón llevan cuando dicen que los chiringuitos y bares de verano son como la segunda casa. Y es verdad, máxime cuando estos espacios se convierten en punto de encuentro, para nativos y foráneos que suelen descansar en nuestras costas.

Desde muy temprano estos establecimientos toman vida, donde el veraneante, o al menos eso me acontece a mí con el bar Noray de El Portil, que regenta el matrimonio amigo formado por Loli Romero y Juan Mayorga, más que un emplazamiento dónde tapear y tomar unas cervezas, que también, te encuentra con un lugar confortable en el que sentirse como en casa, relajarse y compartir experiencias durante las vacaciones e incluso mini tertulias, hecho que nos ocurre a mi mujer, Lola Montero, y a mí con este negocio.

No en vano, en este tipo de cervecería la relación con el cliente es diferente a la de un bar o restaurante al uso,  ya que hay que tener en cuenta que el tiempo que se pasa es mucho mayor. De hecho, existe quien se sienta a desayunar, leer la prensa y algunas veces empalma con la hora del aperitivo. Sin duda, y valga la redundancia, entiendo que uno de los secretos para esta estrecha relación que mantengo con Juan y Loli y como no, con sus camareras y cocineras Cinta Orta Castilla, Mónica Serban y Elena Pipió Galé, a las que podemos ver en la imagen que ilustra esta sección, está cimentada en la confianza que me generan, por no hablar de la exquisitez y amabilidad que tienen a la hora del servicio.

Pero no sé porqué me da que este verano podría ser el último para poder disfrutar de este emblemático establecimiento que tiene abiertas sus puertas desde 1992. Y lo digo porque observo que sus propietarios, en ocasiones, les veo cansados de estar atrapados en la espiral de un negocio que asfixia pero no ahoga, pero que les tiene muchas horas encerrados en la rutina del café y el aperitivo de media mañana, para continuar con los menús del mediodía o la cena por la noche. Sin olvidar que los años van pesando, aunque todavía no tienen edad para jubilarse, máxime cuando son autónomos, además que como dice Loli, aún queda hipoteca que pagar, que si no otro gallo cantaría. Pero me da el tufillo por las conversaciones que tengo entre cervezas y cervezas, que si les llegase una oferta de alquiler estarían dispuestos a marcharse para casa y descansar, qué bien merecido se lo tienen. Eso sí, no sé qué acontecerá el próximo verano, pero estoy seguro que si cambiase la propiedad, ya nada sería igual.

 

Existen personas en nuestras vidas que nos hacen felices por la sencilla casualidad de haberse cruzado en nuestro camino. A la mayoría de ellos les llamamos amigos, pero tengo claro que hay muchas clases de ellos. Tenemos a los que le denominamos amigos del alma, pues son sinceros e incondicionales y saben cuando no estamos bien y, sobre todo,conocen lo que necesitamos en cada momento sin que se lo pidamos. Pero no es menos cierto, que hacer planes con ellos puede llegar a ser una odisea, ya que a veces amoldarse a ellos es una tarea ardua y difícil. Eso sí, por suerte en verano las opciones de coincidir son más factibles.  

Todo este preámbulo viene al hilo porque hace unos días, y como es habitual cada verano, recibía la visita en mi refugio de El Portil, de mi buen amigo Antonio Picón, que aunque trabaja en Sevilla como director comercial de Nissan,  no nos vemos con la asiduidad que nos gustaría, aunque obviamente sí que mantenemos contacto telefónico o por las redes sociales. Pero está claro que los amigos para ponerse al día sólo se necesita tomar algo juntos o como dijo fray Luis de León: “Como decíamos ayer”.

Antonio me transmitía que al llegar el verano tiene la sensación de que por fin encuentra el tiempo de descanso y de romper la rutina. Pero que hay que planificar bien el tiempo de asueto o de lo contrario se te escapa de las manos sin darte cuenta. De hecho, me decía, que ya le quedaba poco para finalizar sus vacaciones, pero que las había aprovechado muy bien y había pasado una semana inolvidable en París junto a sus hijas Julieta y Teresa y que cada segundo  que ha pasado con ellas lo ha disfrutado en grande, sobre todo en su visita a Disneyland.

Y que tras venir de París había estado unos días en Beas, junto a su chica Lola Bardallo, ya que ella es nativa de este bello pueblo onubense y no podía faltar ala celebración el pasado puente a las jornadas de convivencia romera en honor a la Virgen de Clarines. Pero también me decía que siempre deja un espacio para una cita obligada, que no es otra, que gozar con los amigos de siempre de un buen un arroz caldoso en el restaurante la Casa el Palo en El Rompido, dónde tiene actualmente su residencia de fin de semana. Ya que durante los días laborables su morada, y por aquello del trabajo, la tiene en Sevilla, concreta¬mente en la zona residencial de la Motilla en Dos Hermanas. Por último, quise que me explicase personalmente cómo le va tanto en lo personal como en lo profesional por la capital hispalense.Comentándome que aunque tan sólo lleva un año le había sentado magníficamente el cambio, cosa que me alegra tremen¬damente. 

UA-9333496-6